Liposucción o cirugía bariátrica, ¿cuál es la mejor opción para ti?

Para qué sirve una lipo

Cuando una persona considera que su peso supera los límites saludables o comienza a percibir un aumento de peso que afecta su bienestar, es común que su atención se dirija hacia opciones quirúrgicas para revertir esta situación. En este proceso, términos como liposucción, bypass gástrico, manga gástrica, entre otros procedimientos médicos, pueden surgir en su mente. A menudo, existe una confusión generalizada sobre estos términos, creyendo erróneamente que todos apuntan hacia un mismo objetivo y son aplicables indistintamente a cualquier caso.

Sin embargo, la realidad es que cada uno de estos procedimientos posee indicaciones específicas, resultados distintos y están dirigidos a perfiles de pacientes muy diferentes. En este artículo más allá de los aspectos estéticos, profundizaremos en qué consiste cada uno de estos procedimientos y cómo determinar cuándo una cirugía bariátrica es la opción más adecuada para ti. Global Obesity Group es una clínica dedicada al tratamiento profesional de la obesidad con el fin de mejorar la calidad de vida de nuestros pacientes, si deseas más información puedes contactarnos.

¿Qué es la liposucción?

La liposucción es un procedimiento quirúrgico estético destinado a remover el exceso de grasa de determinadas áreas del cuerpo, con el objetivo de mejorar su contorno y proporciones. A diferencia de las cirugías bariátricas, la liposucción no se considera una solución para la pérdida de peso generalizada ni para tratar la obesidad. Es más bien una opción para personas que, a pesar de llevar un estilo de vida saludable, no logran eliminar depósitos de grasa localizada mediante dieta y ejercicio.

Este procedimiento es ideal para aquellas personas que están cerca de su peso ideal, pero desean moldear o definir ciertas partes de su cuerpo, eliminando acumulaciones de grasa que son resistentes a los métodos tradicionales de pérdida de peso. La liposucción puede realizarse en diversas áreas, incluyendo el abdomen, muslos, glúteos, brazos, cuello y espalda, proporcionando así una herramienta versátil para el contorneado corporal.

¿Qué es la cirugía bariátrica?

La cirugía bariátrica comprende una serie de procedimientos quirúrgicos realizados en el estómago o el intestino para facilitar la pérdida de peso en personas con obesidad severa. Este tipo de cirugía es una opción efectiva para pacientes que no han logrado resultados significativos a través de dietas, ejercicio y cambios en el estilo de vida, y enfrentan serios riesgos para la salud debido a su peso.

A diferencia de la liposucción, que se centra en la eliminación de depósitos de grasa localizados, la cirugía bariátrica tiene como objetivo reducir la capacidad del estómago para almacenar alimentos o cambiar la absorción de los alimentos en el intestino, lo que lleva a una pérdida de peso sostenida y a la mejora o resolución de comorbilidades asociadas a la obesidad, como la diabetes tipo 2, hipertensión arterial, apnea del sueño, entre otras.

Bajar de peso
Entradas Recientes

Una Solución a la Obesidad

El éxito de nuestros programas de Cirugía Bariátrica dependen en gran medida del acompañamiento antes y después del procedimiento por un grupo multidisciplinario de profesionales expertos.
Dr. Ruben Luna
CO- FUNDADOR

Tipos de cirugía bariátrica

Los procedimientos bariátricos se clasifican generalmente en tres categorías: restrictivos, malabsortivos y una combinación de ambos. A continuación, se describen los tipos más comunes de cirugía bariátrica:

Bypass Gástrico

El bypass gástrico es uno de los procedimientos bariátricos más realizados. Combina aspectos restrictivos y malabsortivos. En este procedimiento, el cirujano crea una pequeña bolsa en la parte superior del estómago, conectándola directamente al intestino delgado. Esto hace que la comida salte una gran parte del estómago y del intestino delgado, limitando la cantidad de comida que se puede comer y reduciendo la absorción de calorías y nutrientes.

Bypass Gástrico, Global Obesity Group
Manga Gástrica, Global Obesity Group

Manga gástrica (gastrectomía en manga)

Este procedimiento es puramente restrictivo. Consiste en remover aproximadamente el 80% del estómago, dejando una porción en forma de tubo o «manga«. Al reducirse drásticamente el tamaño del estómago, la ingesta de alimentos se limita, y el paciente se siente saciado más rápidamente. A diferencia del bypass gástrico, no hay reordenamiento del intestino, y la absorción de nutrientes no se ve tan afectada.

Cada uno de estos procedimientos tiene indicaciones específicas, beneficios, riesgos y consideraciones nutricionales que deben ser cuidadosamente evaluados por un equipo multidisciplinario de especialistas en obesidad. La elección del tipo de cirugía bariátrica depende de varios factores, incluyendo el IMC del paciente, condiciones de salud subyacentes, hábitos alimenticios, expectativas y motivaciones para el cambio de estilo de vida postoperatorio.

En Global Obesity Group, nuestro compromiso es guiar a nuestros pacientes a través de este proceso transformador, ofreciendo soporte integral antes, durante y después de la cirugía para asegurar no solo una pérdida de peso exitosa sino también una mejora significativa en la calidad de vida.

¿Cuándo se hace una cirugía bariátrica y cuándo una liposucción?

La elección entre la cirugía bariátrica y la liposucción depende de varios factores, incluyendo el Índice de Masa Corporal (IMC), el estado general de salud, las metas de pérdida de peso y las expectativas personales. Comprender la diferencia fundamental entre ambos procedimientos es esencial para determinar cuál es el más adecuado para cada persona.

Índice de Masa Corporal (IMC)

[bmi]

El IMC es una medida que se utiliza para evaluar si una persona tiene un peso saludable en relación con su estatura. Se calcula dividiendo el peso de la persona en kilogramos por el cuadrado de su altura en metros (kg/m²). Los rangos de IMC son:

IMC - Índice de Masa Corporal

Candidatos para una cirugía bariátrica

La cirugía bariátrica está generalmente recomendada para personas con:

Este tipo de cirugía es considerado cuando otras estrategias de pérdida de peso, como la dieta y el ejercicio, no han funcionado. La cirugía bariátrica no solo ayuda a perder peso significativamente, sino que también mejora o resuelve las comorbilidades asociadas a la obesidad, contribuyendo a una mejora sustancial en la calidad de vida y la salud a largo plazo.

Podría interesarte: Plan de nutrición para bajar de peso

Candidatos para una liposucción

La liposucción es más adecuada para personas que:

Es importante destacar que la liposucción no es efectiva para tratar la obesidad ni mejora las enfermedades relacionadas con el peso. Además, no se recomienda para personas con problemas de circulación, enfermedades cardiacas, diabetes o un sistema inmunitario débil.

Ciugía bariátrica

Otras consideraciones

Además del IMC, los profesionales de la salud evalúan otros factores como el historial médico, la motivación del paciente, las expectativas realistas y la disposición para adoptar un estilo de vida saludable después de la cirugía. La decisión final debe tomarse en conjunto con un equipo médico especializado, que pueda proporcionar una evaluación completa y recomendar el procedimiento más adecuado según las necesidades individuales y los objetivos de salud y bienestar.

La elección entre una cirugía bariátrica y la liposucción debe basarse en una comprensión clara de los beneficios, riesgos y compromisos a largo plazo asociados con cada procedimiento.

Diferencias entre cirugía bariátrica y liposucción

Aspecto Cirugía Bariátrica Liposucción
Objetivo principal Pérdida de peso significativa y mejora de comorbilidades relacionadas con la obesidad. Mejoramiento del contorno corporal eliminando depósitos de grasa localizados.
Especialistas que realizan el procedimiento Cirujanos bariátricos con equipo multidisciplinario. Cirujanos plásticos o dermatólogos especializados.
Indicaciones (basadas en IMC) IMC ≥ 40, o IMC ≥ 35 con enfermedades relacionadas. Preferentemente para personas con un IMC ≤ 30 que desean eliminar grasa localizada.
Enfoque Reducción del tamaño del estómago o absorción de nutrientes, promoviendo pérdida de peso. Remoción de depósitos de grasa localizados sin afectar significativamente el peso corporal.
Resultados esperados Pérdida de un 30% a un 70% del exceso de peso corporal, mejora/resolución de enfermedades asociadas. Eliminación de grasa en áreas específicas, mejora en el contorno y silueta corporal.
Impacto en enfermedades relacionadas con la obesidad Alta (mejora o resolución de diabetes, hipertensión, apnea del sueño, etc.). Nulo o limitado (no está diseñada para tratar enfermedades relacionadas con la obesidad).
Cambios en el estilo de vida post-procedimiento Necesario para el éxito del procedimiento; cambios significativos en dieta y actividad física. Recomendado para mantener resultados, aunque menos drástico que en cirugía bariátrica.
Visibilidad de resultados Gradual, a medida que se pierde peso y mejora la salud. Inmediatamente visible, aunque el resultado final puede tardar meses.
Recuperación Variable, con un período de recuperación que puede extenderse por varias semanas. Relativamente corto, permitiendo retomar actividades cotidianas en unos pocos días.

Resultados a esperar tras una cirugía para perder peso

Si bien tanto la cirugía bariátrica como la liposucción presentan modificaciones notables en el cuerpo ambos son exitosos si obtienen diferentes resultados.

Cirugía bariátrica resultados

Los resultados de una cirugía bariátrica pueden ser transformadores, no solo en términos de pérdida de peso sino también en la mejora o resolución de enfermedades relacionadas con la obesidad, como la diabetes tipo 2, la hipertensión y la apnea del sueño. Los pacientes pueden esperar perder entre un 30% y un 70% de su exceso de peso corporal, dependiendo del tipo de cirugía y su compromiso con un estilo de vida saludable postoperatorio. Este tipo de cirugía requiere un seguimiento médico continuo y cambios significativos en la dieta y el ejercicio para asegurar resultados duraderos.

Podría interesarte: Programa de apoyo postbariátrico

Liposucción resultados

En contraste, los resultados de la liposucción son inmediatamente visibles, aunque el contorno final puede tardar varios meses en apreciarse plenamente debido a la inflamación y el proceso de curación. La liposucción es efectiva para eliminar depósitos de grasa y mejorar el contorno corporal, pero no produce una pérdida de peso significativa. Los pacientes deben mantener un peso estable para preservar los resultados, ya que las células de grasa remanentes pueden expandirse si se gana peso posteriormente.

Especialistas involucrados

Tanto la cirugía bariátrica como la liposucción son procedimientos complejos que requieren la intervención de especialistas calificados, cada uno con un enfoque y objetivos específicos.

¿Quién hace una liposucción?

La liposucción es realizada por cirujanos plásticos especializados en procedimientos estéticos. Estos especialistas están entrenados en técnicas de contorno corporal y se enfocan en mejorar la estética del paciente, removiendo depósitos de grasa localizados que son difíciles de eliminar con dieta y ejercicio. A diferencia de los cirujanos bariátricos, su objetivo no es la pérdida de peso significativa, sino moldear y definir el cuerpo para lograr una silueta más estética y proporcionada.

Especialistas en cirugía bariátrica

Las cirugías bariátricas son realizadas por cirujanos bariátricos, especialistas en cirugías del sistema digestivo y específicamente entrenados en procedimientos para la pérdida de peso. Estos profesionales poseen una amplia experiencia en las diversas técnicas quirúrgicas destinadas a tratar la obesidad severa, incluyendo el bypass gástrico, la manga gástrica, y el balón gástrico, entre otros. Además de su formación quirúrgica, los cirujanos bariátricos trabajan en conjunto con un equipo multidisciplinario que incluye nutricionistas, psicólogos y endocrinólogos para asegurar un enfoque integral en el tratamiento de la obesidad, abordando no solo la cirugía sino también los cambios en el estilo de vida necesarios para el éxito a largo plazo.

Equipo multidisciplinario para Pacientes Bariátricos en GOG

Preguntas frecuentes sobre las cirugías bariátricas y la liposucción

Depende de tus objetivos y condición física actual. La cirugía bariátrica es adecuada para personas con obesidad que buscan una pérdida de peso significativa y mejora de enfermedades relacionadas, mientras que la liposucción es para quienes desean eliminar depósitos de grasa localizados y mejorar el contorno corporal.

Los resultados pueden ser duraderos si se mantienen cambios saludables en el estilo de vida, incluyendo una dieta adecuada y ejercicio regular. Sin embargo, es posible recuperar peso si no se siguen las recomendaciones postoperatorias.

La recuperación varía, pero muchos pacientes pueden retomar sus actividades cotidianas en pocos días, aunque con algunas restricciones. El tiempo completo de recuperación y para ver los resultados finales puede tardar hasta varios meses.

En muchos casos, la cirugía bariátrica puede mejorar significativamente la diabetes tipo 2 y, en algunos pacientes, llevar a una remisión a largo plazo de la enfermedad, especialmente si se sigue un estilo de vida saludable post-cirugía.

Los pacientes pueden experimentar dolor y molestias durante los primeros días después del procedimiento, los cuales se manejan con medicación para el dolor prescrita por el cirujano.

Como cualquier cirugía mayor, conlleva riesgos como infecciones, complicaciones con la anestesia, y en casos raros, complicaciones graves. Es crucial discutir los riesgos específicos con tu cirujano.

La liposucción no es un tratamiento para la obesidad o el sobrepeso. Es más adecuada para personas con un peso relativamente normal pero que tienen depósitos de grasa que no desaparecen con dieta y ejercicio.

En algunos casos, los pacientes pueden requerir procedimientos adicionales para ajustes o correcciones. Esto depende de la evolución del peso, el cumplimiento de las recomendaciones dietéticas y de estilo de vida, y la presencia de complicaciones o resultados insatisfactorios del primer procedimiento.